Inicio Anatronic Materiales para aplicaciones magnéticas

Materiales para aplicaciones magnéticas

174
0

Materiales para aplicaciones magnéticas

VACUUMSCHMELZE, empresa representada por Anatronic, ha ampliado su catálogo de materiales para aplicaciones magnéticas con el objetivo de ofrecer mejoras tecnológicas y suministrar productos con las propiedades y las dimensiones requeridas en cada proyecto.

Los clientes se benefician de un aumento de la flexibilidad con la posibilidad de desarrollar materiales para aplicaciones magnéticas especiales en tamaños de lotes de 100 a 500 kilogramos, permitiendo que los equipos de I+D accedan a nuevos recursos que responden a los requisitos más exigentes.

La representada de Anatronic utiliza hierro, níquel y cobalto como los principales elementos en la fabricación de productos wire con una gran variedad de propiedades. Por ejemplo, ha aumentado la demanda de sus aleaciones de níquel-hierro y cobalto-hierro para aplicaciones soft magnetic que requieren elevada precisión y miniaturización. En estos casos, el material MUMETALL, con una permeabilidad de hasta 250.000, es el componente esencial en sensores eléctricos.

Las aleaciones de cobalto-hierro, como VACOFLUX 27 (con un 27 por ciento de cobalto), incrementan la ductilidad y ofrecen una polarización de saturación extremadamente elevada (hasta 2.4 T) y, por lo tanto, son ideales para actuadores electromagnéticos y concentradores de flujo en aplicaciones con restricciones de espacio.

Además de aleaciones soft magnetic, VAC también produce imanes permanentes dúctiles. CROVAC, por ejemplo, es un material maleable que se puede suministrar como wire o trimmed pins, con unas propiedades que permiten su uso en geometrías complejas que requieren curvaturas y otros procesos.

A diferencia de imanes de tierras raras (muy débiles) o AlNiCo (muy costosos), los pines de CROVAC representan una alternativa económica para diversas aplicaciones, como relés biestables.

Nuevos materiales para aplicaciones magnéticas

VAC también ha extendido su gama de materiales spring, unas aleaciones que combinan características exclusivas, como NIVAFLEX. Este material es usado en relojes mecánicos de alta calidad, ya que aporta una dureza de 3000 MPa y ductilidad residual para garantizar la duración de los resortes sujetos a cargas alternantes. Los springs NIVAFLEX no son magnéticos y aportan elevada resistencia a la corrosión.

NIVAFLEX Plus, la última novedad de esta familia de materiales para aplicaciones magnéticas, cuenta con unas propiedades avanzadas que ayudan a elevar la reserva energética de un reloj hasta un 25 por ciento.