Inicio Fuentes de alimentación Fuentes sin ventilación de 400 W

Fuentes sin ventilación de 400 W

204
0

Fuentes sin ventilación de 400 W

XP Power, distribuido por VENCO Electrónica, anuncia las fuentes sin ventilación de 400 W modelos CCL400, fuentes AC/DC para aplicaciones médicas e industriales de alta eficiencia típica de hasta el 94%, y una curva de eficiencia muy plana en casi todo el rango de carga.

Las fuentes sin ventilación de 400 W no requieren ventilación forzada. Con menos calor generado debido a la alta eficiencia, los componentes trabajan a menor temperatura, lo que aumenta la fiabilidad y la vida útil.

A diferencia de las otras fuentes de alimentación que hay en el mercado, la CCL400 puede suministrar los 400 W continuamente sin necesidad de ventilación forzada y en un rango amplio de temperatura desde los -40 °C hasta los +50 °C, y casi en todo el rango de la tensión de entrada. Incluso pueden ser refrigeradas por conducción y dar los 400 W en todo el rango de tensión de entrada y hasta los 70 °C de temperatura ambiente.

Midiendo 100.3 x 177.8 x 39.9 mm (3.95 x 7.00 x 1.57 pulgadas) las fuentes sin ventilación de 400 W cumplen con el formato para chasis 1U. Se ofrece también una cubierta opcional.

El rango de la CCL400 comprende 4 modelos con salidas simples con las tensiones típicas de +12, +24, +30 o +48 VDC. Tiene una función de ajuste de tensión de salida con un ±3% de la tensión nominal para las posibles pérdidas de tensión en los bordes de la carga.

Además, estas nuevas fuentes sin ventilación de 400 W cumplen con la tercera edición de la normativa médica de seguridad ANSI/AAMI ES60601-1 y también cumple con la normativa internacional de seguridad para los equipos TIIEC/UL/EN60950-1.

Se incluyen señales de control y protección como caída de la red, sensor remoto, y control remoto on/off. También se añade una salida de+5 VDC / 0.5 para alimentar los circuitos de lógica del equipo.

Mercados para las fuentes sin ventilación de 400 W

Las aplicaciones típicas de la CCL400 incluyen las médicas como equipos de soporte vital, de tratamiento de imágenes, de procesamiento de la sangre, etc. En particular, como no se requieren ventiladores, estas series son ideales para equipos médicos que requieran especificaciones de bajo ruido audible. También son ideales para una amplia gama de soluciones industriales y tecnológicas que requieran una elevada densidad de potencia con una fuente que no necesita ventilación forzada o refrigerarla sólo por conducción.